ESQUEMA DE SELECCIÓN-CONSERVACIÓN DE LA RAZA EQUINA HISPANO-ÁRABE

1. INTRODUCCIÓN

La raza Hispano-Árabe esta recogida en el catálogo oficial de razas de ganado de España en la categoría de "Protección Especial", lo que implica una consideración sobre ella como raza autóctona en peligro de extinción.

Abrimos esta introducción con la precisión anterior para justificar la presencia en la presente propuesta de connotaciones claramente orientadas a conseguir un progreso genético de la raza de acuerdo a los objetivos planteados por los criadores, pero sin olvidar otros apuntes sobre la conservación de la diversidad genética de la población, así como la inclusión de medidas zootécnicas para conseguir la expansión de los censos, muy pequeños en la actualidad.

La presente propuesta se inspira en las consideraciones realizadas por los ganaderos en múltiples reuniones desarrolladas entre miembros de nuestro grupo y la Junta Directiva de la "Unión de Ganaderos de Pura Raza Hispano-Árabe" (en adelante UEGHá) y en la normativa vigente sobre las normas zootécnicas de la raza (Orden APA/3277/2002, de 13 de diciembre, BOE 308, de 25 de Diciembre de 2002) y sobre los requisitos básicos para los esquemas de selección y los controles de rendimientos para la evaluación genética de los équidos de pura raza (Orden APA/1018/2003, de 23 de abril, BOE 103, de 30 de abril de 2003).


2. OBJETIVOS Y CRITERIOS DE SELECCIÓN

Esta raza se define como caballo de silla con un a buena aptitud deportiva en distintas disciplinas, mencionándose como principales las siguientes:

1. Doma clásica
2. Doma vaquera
3. Raid

Debiéndose mencionar como aptitudes complementarias las siguientes:

1. Concurso Completo
2. Salto de Obstáculos
3. Enganches
4. Rutas ecuestres (TREC)
5. Deportes en grupo
6. Otras

Queda claro que se trata de un caballo muy versátil, probablemente debido a su origen cruzado que lo capacita funcionalmente en muchas facetas.

A continuación se expone la relación de objetivos de selección ligados a estas funciones y los criterios asociados que nos permitirán evaluar numéricamente la expresión de los genotipos:

OBJETIVO 1: Mejora de la conformación de los animales de acuerdo a su morfotipo racial

Criterio 1: Puntuación lineal global
Criterio 2: Puntuación lineal del tercio anteriors
Criterio 3: Puntuación lineal del tercio posterior
Criterio 4: Puntuación lineal de los aplomos

OBJETIVO 2: Mejora de los caracteres ligados al comportamiento

Criterio 1: Índice de comportamiento en el manejo.

OBJETIVO 3: Mejora de los caracteres ligados a la movilidad

Criterio 1: Puntuación de los movimientos al paso (Índice)
Criterio 2: Puntuación de los movimientos al trote (Índice)
Criterio 3: Puntuación de los movimientos al galope (Índice)

OBJETIVO 4: Mejora de los caracteres funcionales

Criterio 1 : Puntuación conseguida en pruebas de Doma Clásica y Vaquera.
Criterio 2: Pulsaciones por minuto recogidas en tramos de referencia en las pruebas de Raid.
Criterio 3: Resultados obtenidos tanto en pruebas oficiales de las diferentes disciplinas hípicas, como en pruebas de selección de caballos jóvenes (Ciclos de Caballos Jóvenes) en que participen, como en pruebas organizadas exclusivamente a tal fin en los Centros de Testaje (Índices funcionales).

Al margen de estos cuatro objetivos fundamentales los animales incluidos en el esquema serán evaluados para otros aspectos complementarios siempre que sea posible, como son los caracteres reproductivos, ausencia de anomalías de transmisión hereditarias, análisis biomecánico y cualquier otra información de interés para los criadores.


3. OBTENCIÓN DE LA INFORMACIÓN Y CONTROL DE RENDIMIENTOS

La información genealógica, morfológica y de comportamiento será de obligada disposición para poder formar parte del Núcleo Selectivo de la raza (conjunto de animales de la Raza Hispano-árabe pertenecientes a explotaciones acogidas a las directrices del esquema de selección).

Por otra parte la información funcional solo será requerida de aquellos animales que estén o hayan competido, ya que pueden existir reproductores que por razones fisiológicas no compitan, pero si disponen de familiares (especialmente descendientes) que si lo hacen.

La información genealógica se obtendrá del mismo circuito de información que nutre el libro genealógico.

La información de los caracteres morfológicos, del movimiento y del comportamiento, serán recogidos en el control de rendimientos por el calificador (personal cualificado, autorizado por UEGHá, que con uniformidad de criterios, se encargará de las evaluaciones y controles establecidos).

La recogida de información se llevará a cabo en la propia explotación y sólo se realizará el traslado a un circuito de prueba en los casos en los que la explotación carezca de condiciones para realizar la evaluación.

La información funcional se recogerá tanto de los Ciclos de Pruebas de Selección de Caballos Jóvenes, como de pruebas oficiales de las diferentes disciplinas deportivas, como de pruebas organizadas exclusivamente a tal fin en los Centros de Testaje.

Con la información obtenida se recogerían también las circunstancias en las que se han generado los datos, con vistas a la corrección de los efectos no genéticos mediante coeficientes previos al modelo o mediante su introducción en el modelo de análisis genético como efectos fijos.


4. EVALUACIÓN GENÉTICA DE LOS REPRODUCTORES

La evaluación genética se llevará a cabo mediante distintas variantes de BLUP (Best Linear Unbiased Predictors) Modelo Animal de acuerdo a la correspondencia siguiente:

Objetivo 1 (Caracteres morfológicos):

Se utilizará un BLUP Modelo Animal Simple, que incluirá como efecto aleatorio el Valor Genético del Animal y como efectos fijos el criador, el sexo, el año, la época del año, el juez, y si fuera necesario la edad del animal.

Objetivo 2 (Caracteres del comportamiento), Objetivo 3 (Caracteres ligados a la movilidad) y Objetivo 4 (Caracteres Funcionales):

Se aplicará un BLUP Modelo Animal con observaciones repetidas, que incluirá como efectos aleatorios el valor aditivo del animal y el efecto ambiental permanente (fundamentalmente efecto adiestrador), y como efectos fijos criador-año, época del año, sexo y edad del animal.

En un futuro, cuando la base de información lo permita, se desarrollará un BLUP Modelo Animal Multicarácter, demandado por la versatilidad de los caballos, para tener en cuenta en el análisis las correlaciones genéticas entre caracteres funcionales diferentes que se pudieran evaluar simultáneamente.

La evaluación de los animales se complementará con el cálculo de índices sintéticos específicos para cada una de las funcionalidades propuestas, aplicándose la ponderación económica más adecuada para cada caso sobre los caracteres de interés para cada propósito. Este aspecto será objeto de investigación por parte de nuestro grupo, en cuanto la información que se genere nos lo permita.


5. ESQUEMA DE SELECCIÓN

El esquema de selección define las estrategias de utilización de los reproductores evaluados genéticamente, teniendo en cuenta las condiciones de riesgo de la población, su compleja estructura poblacional, y su versatilidad funcional, todo ello dirigido a la máxima difusión del progreso genético obtenido sin menosprecio del mantenimiento de la variabilidad genética de esta pequeña población.

El esquema se desarrollará sólo sobre animales inscritos en el libro genealógico y que cumplan con los requisitos establecidos por la Subcomisión Técnica de la Raza, con los que se constituirá el Núcleo Selectivo.

El esquema se estructurará en una Fase Preliminar y cuatro fases de desarrollo:

FASE PRELIMINAR:

De manera preliminar se desarrollará una aplicación informática específica por parte de la asociación para la gestión de la información del programa, el cual incluirá unas opciones de cálculo de la matriz de coascendencia entre todos los integrantes de la población y también la matriz de índices de Conservación Genética potenciales. Con esta información se elaborará una lista de apareamientos recomendados antes de cada paridera, con vistas a evitar en lo posible un incremento de la consanguinidad por generación.

Esta aplicación recogerá la gestión de toda la información generada en el programa, y emitirá como salidas informes genotípicos anuales a los ganaderos, y los datos preparados para su análisis genético.

FASE PRIMERA:

Los potros una vez inscritos en el registro de nacimientos según las directrices reguladoras del funcionamiento del Libro genealógico, serán sometidos a control de rendimientos por parte de los calificadores y a su seguimiento durante los tres primeros años de vida, observando además que en su desarrollo no han demostrado la aparición de ninguna malformación o defecto que les impidiera incluirse en el Núcleo Selectivo del programa de selección.

FASE SEGUNDA:

A partir de los tres años, previa solicitud por parte de los ganaderos, se podrá obtener la aptitud para la reproducción, tanto Apto como Reproductor como la condición de Reproductor Calificado, de acuerdo con las Normas Zootécnicas de la Raza.

Los animales que consigan tales condiciones podrán permanecer en el Núcleo Selectivo de la Raza.

Los criterios utilizados para la evaluación de los animales en esta fase se basarán en la información fenotípica disponible sobre caracteres morfológicos y eventualmente los valores individuales obtenidos en el análisis biomecánico.

FASE TERCERA:

Los animales inscritos en el Registro Principal de Reproductores de la Raza, serán sometidos a las Pruebas de Selección de Caballos Jóvenes, pruebas oficiales de las distintas disciplinas deportivas, y/o pruebas destinadas a tal fin (Centros de Testaje). Estas ofrecerán la información necesaria para la realización de unas evaluaciones genéticas precoces, las cuales, a pesar de la baja precisión esperada para los valores genéticos obtenidos, sí nos darán una base para calificar a los Joven Reproductor Recomendado para las distintas disciplinas, siempre que ofrezca valores genéticos por encima del promedio de la población, u otro nivel que determine el Subcomité Técnico de la Raza, en las distintas disciplinas. Estos valores genéticos y sus precisiones serán obtenidos con los modelos descritos en detalle en el apartado correspondiente.

FASE CUARTA:

A aquellos sementales con 7 o más años, que hayan sido Jóvenes Reproductores Recomendados y/o que cuenten con hijos valorados genéticamente a través de sus controles de rendimientos, se les someterán, de forma anual, a la valoración genética por su descendencia.

Los reproductores con un índice genético superior a la media y una repetibilidad o un coeficiente de fiabilidad (Rap) mínimo de 0,5 serán considerados como Reproductores de Élite, pasando a ser incorporados al correspondiente Registro del Libro Genealógico, pudiendo, asimismo, entrar a formar parte del Libro de Méritos en el momento que destaquen ellos mismos o sus hijos en los concursos morfológicos e hípicos homologados, donde se valoren las distintas disciplinas ecuestres a través del control de los resultados y donde figuren las circunstancias que permitan a los équidos su consideración en el mismo.

FASE QUINTA:

Cada año se pondrá a disposición de los ganaderos los valores genéticos de los criterios de selección expuestos con anterioridad, incluyendo en cada ficha individual los valores propios obtenidos para la evaluación de los caracteres reproductivos, biomecánicos, enfermedades congénitas.

Además se incluirán distintos índices sintéticos (distintos índices genéticos que se generen) que combinen la información aditiva de distintos caracteres relacionados con las funcionalidades específicas, correctamente ponderados por su repercusión económica en cada caso.

Estos informes generales se distribuirán entre los ganaderos de Hispano-Árabes e incluirán las listas de apareamientos recomendados para el siguiente año por la matriz de coascendencia y el coeficiente potencial de conservación genética.

Los animales considerados por la Subcomisión Técnica de la Raza como Reproductores Mejorantes, por sus excepcionales cualidades genéticas en cualquiera de las disciplinas propias de la raza, se incluirán en un catálogo de Reproductores con toda la información disponible de cada uno de ellos. Este catálogo se distribuirá de una manera generalizada.


6. RESPONSABILIDAD DE LA EVALUACIÓN GENÉTICA Y DE LA DIRECCIÓN TÉCNICA DEL ESQUEMA

El Grupo de Investigación AGR-218 de la Universidad de Córdoba "Mejora y Conservación de los Recursos Genéticos de los Animales Domésticos" tendrá la responsabilidad de la evaluación genética de los animales incluidos en el presente esquema y también desarrollará la Dirección Técnica del mismo, formando parte uno de sus miembros de la Subcomisión Técnica de la Raza, ante la que se presentarán los datos y en la que se llevará a cabo la toma de decisiones.


7. DIFUSIÓN DEL PROGRESO GENÉTICO

Para conseguir una correcta difusión del progreso genético los ganaderos dispondrán de un catálogo de reproductores que se editará anualmente e incluirá toda la información disponible sobre los reproductores mejorantes, incluyendo sus valores genéticos acompañados de su precisión.

También se realizarán informes periódicos con la información disponible de todos los animales evaluados (Reproductores Calificados, Jóvenes Reproductores Recomendados y Reproductores de Élite) que no figuran en el catálogo.

Al tratarse de una raza de protección especial, se distribuirá anualmente informes incluyendo las matrices de coascendencia y los índices de conservación genética potenciales de todos los animales del esquema.

A dichos informes, al igual que al catálogo de reproductores se les dará la máximo divulgación para que los criadores decidan sus apareamientos cotejando esta información con los informes fenotípicos disponibles sobre su propia explotación.

UEGHá - Unión Española de Ganaderos de Pura Raza Hispano-árabe - Apartado 22006 41018 - S E V I L L A
www.paddock-news.com